Menú Principal
13 de junio de 2018

Gobernador y seremi del Trabajo visitaron el Embalse Chacrillas por sistema frontal

Ambas autoridades recibieron el informe del inspector fiscal que anunció el aumento del nivel en el embalse para asegurar el consumo de agua potable para la comunidad en los próximos meses y de cosecha para la temporada estival.

“Llegamos hasta acá, tal como lo hicimos en el mes de abril y nos vamos con cierta tranquilidad que esperemos se vea ratificada con el correr de los días una vez que haya mayor precipitación, que caiga más nieve en el interior y de esa manera tener tranquilidad para el próximo verano”, declaró el jefe provincial Rodríguez Cataldo.

“Hemos venido a observar la situación que afecta al Embale Chacrillas por la poca cantidad de agua que tiene. Nos preocupa porque no sólo tiene impacto en la agricultura sino que también comienza a tener problemas el agua para beber en distintos sectores”, fueron las declaraciones del gobernador el 9 de abril pasado cuando visitó el lugar y se encontró con una compleja situación para los habitantes del sector en su consumo de agua para beber y en los meses de cosecha para la temporada que se avecina.  Sin embargo, la situación fue contraria al visitar nuevamente el Embalse junto a la seremi del Trabajo María Violeta Silva tras el sistema frontal que arribó al Valle del Aconcagua.

Agua y nieve dejó el mal tiempo. Oportunidad que se aprovechó en el Embalse Chacrillas para resguardar el vital elemento que se utilizará para el consumo de los hogares y los próximos riegos para los productos que se cultivan en la zona.

Ante esta buena noticia el gobernador Claudio Rodríguez expresó que “en abril estábamos muy preocupados, vimos una imagen que prácticamente nos mostraba un embalse seco con serios problemas de agua potable rural como en Casablanca. Así que constatar hoy esta nueva imagen de un llenado creciente del embalse sin duda que sienta bases de mayor esperanza para la normalización del riego y el consumo humano. Llegamos hasta acá, tal como lo hicimos en el mes de abril y nos vamos con cierta tranquilidad que esperemos se vea ratificada con el correr de los días una vez que haya mayor precipitación, que caiga más nieve en el interior y de esa manera tener tranquilidad para el próximo verano”.

Acompañando a la máxima autoridad provincial estuvo la seremi del Trabajo, María Violeta Silva Cajas, la Secretaria Ministerial sostuvo que “el embalse ya tiene agua y conforme a las expectativas que nos han señalado augura un muy buen verano, buena época de cosecha y fuentes de trabajo, especialmente para la zona de Putaendo. Esperamos que siga aumentando el caudal y que tengamos garantizada el agua de riego para lo que es esta temporada”.  

Mientras que para el Inspector Fiscal del Embalse Chacrillas, Enrique Acuña, el sistema frontal dejó en nivel “normal el lugar, aumentó el caudal que viene por el río si hubiese ido menos nieve evidentemente habría subido mucho más el nivel. En días normales estaba subiendo alrededor de 20 centímetros  el nivel del agua, pero ahora subió a 60 cm, eso es auspicioso para el futuro”.